Saltar al contenido

¿Cómo funciona la evaluación de competencias en 2022?

4.7/5 - (9 votos)

¿Se siente fuera de lugar en su trabajo, pero no sabe a quién recurrir?

Le explicaremos por qué una evaluación de competencias puede ayudarle a hacer realidad sus planes.

¿Qué es una evaluación de competencias?

La evaluación de competencias es un análisis de las habilidades profesionales y personales de un individuo. También se basa en el potencial de la persona. La evaluación de competencias permite la reflexión personal para determinar un proyecto profesional.

Una persona puede verse abocada a realizar una evaluación de competencias con el objetivo de cambiar de trabajo o profesión, para poner en marcha un proyecto de formación o simplemente para hacer un balance de sus necesidades y deseos.

Este proceso lo lleva a cabo un asesor autorizado por una organización concreta, que programa entrevistas, pruebas de personalidad, ejercicios, talleres, etc

La evaluación de las competencias es elegible para la cuenta de formación personal (CPF). Sin embargo, cuando el trabajador utiliza su CPF para una evaluación de competencias, tendrá que pedir el acuerdo de su empleador. El coste de la evaluación de las competencias correrá a cargo del empresario con la única condición de que el trabajador no utilice el CPF.

El principio de la evaluación de competencias

El objetivo de una evaluación de competencias se basará en varios puntos:

  • Aprender sobre uno mismo para conocerse mejor.
  • Comprender los motivos que llevan al individuo a realizar una evaluación de competencias.
  • Determinar los deseos y necesidades del participante.
  • Dar al participante consejos para tener éxito en la evaluación.

Por término medio, una evaluación de competencias dura unas semanas, con una o dos horas de entrevistas por semana o dos veces al mes. Sin embargo, la duración total de la ayuda no debe superar las 24 horas. Será posible llevar a cabo una evaluación de competencias durante el horario de trabajo o fuera de él si el trabajador no quiere que su empleador tenga conocimiento de este hecho.

¿Cómo se realiza la evaluación de competencias?

El proceso de evaluación de competencias consta de tres fases:

  • La fase de análisis: consiste en estudiar la solicitud, examinando las necesidades y expectativas del empleado. El asesor también comprobará la motivación y la implicación del trabajador.
  • La fase de investigación: el asesor hará un balance de todas las competencias profesionales y personales, y analizará si sus necesidades y deseos son relevantes para el proyecto que desean.
  • La fase de conclusión: esta fase corresponde a la conclusión de todos los análisis realizados anteriormente.

En función de las expectativas del participante, la evaluación puede revelar si tendrá las competencias necesarias para evolucionar en su puesto de trabajo, o determinar el sector de actividad, si la solicitud fuera para cambiar de carrera profesional.

¿Cuáles son las ventajas de una evaluación de competencias?

Una evaluación de competencias es una herramienta que le permitirá conocerse mejor, tanto profesional como personalmente. La evaluación de competencias tiene varias ventajas, a saber

  • La evaluación de las competencias, en el contexto de la búsqueda de empleo.
  • La posibilidad de hacer un balance de uno mismo a nivel profesional y de sus verdaderos deseos.
  • La posibilidad de reorientarse y trabajar en un empleo que se adapte mejor a su perfil.
  • La oportunidad de desarrollarse dentro de la empresa.
  • La oportunidad de realizar una formación profesional con el objetivo de obtener un diploma para profundizar o evolucionar en una carrera.